El Diario de Gualeguay
Desde 1901 al servicio de la región
54 3444 412846
Jueves, 20 de junio de 2019
DEPORTES
sábado, 18 de mayo de 2019
Ruggeri bancó a muerte a Zárate y recordó cuando le incendiaron su casa
El Cabezón habló de la guerra que se armó entre Boca y Vélez por Mauro Zárate, y defendió a capa y espada al delantero por haber gritado el gol de esa manera. Escuchá el descargo imperdible del ex defensor de la Selección Argentina
Oscar Ruggeri otra vez fue tendencia en las redes sociales. ¿Por qué? Esta vez, el Cabezón se metió en la guerra que se armó entre Boca y Vélez por Mauro Zárate, y defendió a muerte al delantero por haber gritado el gol de esa manera y sus fuertes declaraciones contra el Fortín.


Este fue el descargo imperdible del ex defensor de la Selección Argentina para defender a capa y espada a Zárate: "Yo estoy de acuerdo con él. Nadie sabe, ninguno, lo que se vive internamente cuando decidís como decidió él. Todas las amenazas, en la calle, nadie sabe. Todos tiran, él se desahogó de todo lo que le pasó. Es así, no sabes la carga interna que tiene. Se la pasan hablando sin vivir lo que vivió él. Uno acá frío puede decir que está mal lo que hizo, pero qué opinan si no viviste que te amenacen a tu señora o a tus hijos", lanzó Ruggeri.

Para seguir defendiendo a Zárate, Ruggeri recordó el momento en que le incendiaron su casa con sus papas y abuela adentro: "Yo cuando pasé de Boca a River, a mi vino a ver el Abuelo [barra de Boca]... A Nancy la fueron a buscar y la seguían en la calle. ¿Sabes lo que eso? Yo los recontra puteo y les grito el gol. Lo mando a la reconch...de la madre. ¿De qué grandeza hablan? Cuando hacés un gol, lo gritás y te desahogás", bramó caliente el Cabezón.

Y ahí, sus compañeros de Fox Sports, le preguntaron: ¿Eso no es ojo por ojo?. Y la respuesta fue lapidaria: "A mí me prendieron fuego la casa. Estaba mi mamá, mi papá y mi abuela adentro, no pudieron salir. Tuvieron que apagar la casa los vecinos. Entonces, yo juego el partido, gano y no puedo decir nada... Si puedo los puteo y recontra puteo, los mando a la concha de su madre a todos. ¡Qué no, qué no! Vivan eso, a ver cómo reaccionan ustedes!".

Y cerró: "Nadie sabe lo que vive la familia. Ninguno de los que dice que está mal vivió lo que vivió él. Es buen pibe, un gran pibe. El otro día en vez de cantar el himno, lo putearon y no eran 10 o 20...".